miércoles, enero 17, 2007

Llega la nieve a Alto Campoo

Después de casi haber perdido las esperanzas de que haya nieve en Alto Campoo en el mes de enero parece que se ve una luz al fondo del pasillo: las previsiones metorológicas apuntan un cambio y a día de hoy predicen nieve en la cordillera cantábrica para mediados/finales de la semana del 22 de enero. Si aciertan, que es mucho esperar, hacia el día 25 se pueden llegar a ver copos en cotas muy bajas, alrededor de 500 metros, e incluso caer alguno a nivel del mar; nosotros por nuestra parte nos conformamos con que caiga a partir de 1500 y así poder empezar a esquiar en este 2007. Crucemos los dedos para que esta vez no se equivoquen los meteorólogos.

6 comentarios:

  1. que nieve todo lo que sea, pero con estos calores no durara mucho en el tiempo y estaremos con un seco verano otra vez. Que se le va a hacer

    ResponderEliminar
  2. Está (o estaba) previsto para el día 27 la XXI edición del Triatlón Blanco de Reinosa, cuya prueba de esquí de fondo se realiza en Alto Campoo.
    Sabes si se ha aplazado?

    ResponderEliminar
  3. Por ahora el triathlon blanco sigue adelante, y más con las previsiones de nieve que hay. Algún otro año que se han visto obligados a suspenderle lo han hecho el día anterior así que tampoco se puede esperar mucha anticipación. De todas formas mañana puede que tenga más información porque iba a preguntar arriba un amigo mío

    ResponderEliminar
  4. Por ahí he leído:
    Los organizadores del Triatlón Blanco Reinosa - Alto Campoo han decidido aplazar su celebración al dia 10 de Febrero de forma provisional aconsejados por los miembros de la Estación Invernal a la espera de unas mejores condiciones de nieve.

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. En santanderciudadviva cuentan que se ha decidido aplazarlo, aunque eso no me coincide con lo que me dijo ayer a mi gente de la estación, me dijeron que esperarían hasta el miércoles para tomar la decisión

    ResponderEliminar